♍ HOMENAJES


 

  • 28 Mayo 2013

 

“Homenaje a José Luis Sampedro”

La Biblioteca Nacional de España rinde homenaje a José Luis Sampedro, uno de nuestros grandes escritores y referencia moral e intelectual, que desarrolló una intensa labor como profesor, humanista y economista, y defendió siempre una economía “más humana, más solidaria, capaz de contribuir a desarrollar la dignidad de los pueblos”. Sampedro fue uno de los grandes escritores en lengua castellana y una referencia intelectual y moral de primer orden. Autor de títulos como La sonrisa etrusca, La vieja sirena, Octubre, octubre, El río que nos lleva o La sombra de los días, fue elegido miembro de la Real Academia Española en 1990. Su trabajo ha sido merecedor de numerosos reconocimientos. En 2011 recibió el Premio Nacional de las Letras Españolas que otorga el Ministerio de Educación, Cultura y Deporte. Ese mismo año se le concedió la Orden de las Artes y las Letras de España, en un acto celebrado en la BNE, por “su sobresaliente trayectoria literaria y por su pensamiento comprometido con los problemas de su tiempo, lo que ha contribuido a una difusión internacional de nuestra cultura al haber sido traducido a múltiples idiomas, siempre con el reconocimiento del público y la crítica”. Para la celebración de este homenaje, la Biblioteca Nacional de España cuenta con la colaboración del actor Héctor Alterio, quien dio vida al personaje de Salvatore / Bruno en la versión teatral de la novela de Sampedro La sonrisa etrusca que, dirigida por José Carlos Plaza según la adaptación de Juan Pablo Heras, subió a los escenarios en 2011. También participan los actores Nacho Castro y Andrea Soto. Los tres nos acompañarán en un recorrido por la vida, la obra y el pensamiento de José Luis Sampedro en el que se escucharán fragmentos de algunas de sus obras más conocidas.

  • 11 junio  2013

ATENEO DE MADRID

 

 

” Recordando a José Luis Sampedro”


11 jun 19:00 h. Homenaje organizada/o por Sección de Ciencias de la Educación en: Salón de Actos

Recordando a José Luis Sampedro

Junta de Gobierno y Sección de Ciencias de la Educación. Recordando a José Luis Sampedro. El acto se inicia con la proyección de un video en recuerdo a José Luis Sampedro. Amparo Climent y Fernando Chinarro actuan de relatores para dar paso a las diferentes intervenciones:
Carlos París, Sofía de Roa, Rosa Maria Artal, Gracia Olayo, lectura de un texto, Juan Cruz, Pilar Bardem,Miguel del Arco, lectura de un texto,Iñaki Gabilondo,Lola Larumbe, Soledad Olayo, lectura de un texto,Carlos Berzosa,Federico Mayor Zaragoza y Olga Lucas.Interpretación musical a cargo de Blanca Martín Muñoz (violoncello) y Patricia Pérez Isla (piano) alumnas del Conservatorio Profesional de Música de Madrid (Preludio de la Suite nº 2 para violoncello solo, de Juan Sebastián Bach y El Cisne, de El carnaval de los animales, de Camille Saint-Saëns). Salón de Actos. 19.00 horas. Invitación. Retransmisión en directo.

el país

” Adiós civil a José Luis Sampedro”

Un homenaje multitudinario en el Ateneo evoca la figura del pensador fallecido

 
 
images

Orfandad. Añoranza. Ausencia. Tal fue anoche la estela de sentimientos que recorrió los ánimos de centenares de personas reunidas en el Ateneo de Madrid para evocar al escritor, pensador y maestro recientemente fallecido a los 96 años, José Luis Sampedro. Su figura y su obra cobraron vida al calor de un puñado de relatos signados por el afecto, que fluyó sereno pero incontenible a través de 12 intervenciones de un abanico de personas con él relacionadas, desde la actriz Pilar Bardem y los periodistas Rosa María Artal y Juan Cruz, hasta el político Federico Mayor Zaragoza. Panelistas y asistentes crearon en torno a José Luis Sampedro un “cielo de cariño”, como enunciara Iñaki Gabilondo en su breve parlamento.Abrió el afectivo fuego Carlos París, presidente de la institución cultural anfitriona, que definió a Sampedro como “economista de pensamiento y de práctica, pero no de la tropa de quien nos fustiga, sino de quien encarna la economía humana, progresista”. París resaltó el compromiso social adquirido por Sampedro con su tiempo, valor del que dijo “forma parte del ideario del Ateneo”. Sofía de Roa, joven alumna del profesor ribereño y vinculada al movimiento del 15-M, despertó la emoción contenida de los reunidos al anunciar: “no vamos a poder olvidar su mirada cándida, cristalina; tampoco su voz dulce“, para añadir luego: “él nos enseñó a decir que otro mundo no solo era posible, sino seguro”.De Roa dijo también pertenecer a “una generación difícil de engañar” y mostró el agradecimiento de los jóvenes hacia las verdades sobre la libertad aprendidas de su maestro, de quien recordó la anécdota según la cual, a propósito de si el 15-M se iba a convertir o no en un partido, él le aseguró que se propuso “crear el PPP, es decir, un partido de plaza, pueblo y palabra”. Algunas lágrimas acudieron a los párpados de muchos asistentes cuando la joven recordó otra frase de Sampedro, relacionada con el 15-M y enunciada poco antes de su muerte: “me voy tan campante, porque me habéis dado la alegría de mi vida”, en relación a la efervescencia política juvenil vivida en las calles y plazas de España a raíz de aquella fecha de 2011.

Ingenuidad incontaminada

La periodista Rosa María Artal remarcó la “ingenuidad incontaminada de su personalidad” y subrayó que el legado recibido de José Luis Sampedro “nos compromete a sembrar información y pensamiento crítico (…) para impedir que la involución, que ahora sufrimos, triunfe”. Tanto Las Veneno, Soledad y Gracia Olayo, como el dramaturgo Miguel del Arco, leyeron sustanciosos textos del escritor, mientras la editora y librera Lola Larumbe, en su intervención, evocaba momentos en los que su amigo y maestro le escribía: “estoy muy agradecido porque me veo envuelto al completo por vuestro cariño”, para proclamar a continuación “perdonadme si alguna vez no lo hice bien”; a modo de despedida Larumbe le dijo: “Gracias, joven maestro”.Por su parte la actriz Pilar Bardem confesó haber dicho solo dos veces “te amo” a dos hombres: “La primera, siendo adolescente, se lo dije a Gregory Peck , que había venido a rodar Moby Dick y la otra, ya mujer adulta, cuando le espeté a Sampedro: ‘Te amo por tus palabras, por tus escritos, José Luis”. Recordó Bardem la frase del homenajeado: “Tenemos no solo el derecho, sino también el deber, de vivir” y sus referencias a “los 40 años en las catacumbas del franquismo y estos 30 de primavera, de nubosidad variable”, en relación al período democrático. El escritor y periodista Juan Cruz envió un mensaje evocador de la memoria del profesor y maestro, mientras el ex Rector de la Universidad Complutense, Carlos Berzosa, contó cómo mientras los economistas clásicos estudiaban el origen de la riqueza, “mi maestro José Luis Sampedro nos hablaba en la Facultad de la “montaña de hambre” que aún acompaña a la Humanidad”.El periodista Iñaki Gabilondo subrayó por su parte la necesidad de emprender “un viraje profundo en la dirección del hombre, en el sentido en el que José Luis Sampedro lo trazó” y destacó “el cariño inmenso hacia él mostrado por parte de una ancha banda social”. Concluyó las intervenciones Federico Mayor Zaragoza, que definió al economista fallecido a los 96 años como “un hombre-faro y vigía junto al cual, las alas de tu libertad, crecen” y Olga Lucas, compañera de Sampedro, que aseguró “haber acudido llorada al homenaje”, si bien en su curso no pudo contener las lágrimas y agradeció a los asistentes, señaladamente mujeres, el afecto allí recibido. Culminó el acto con la interpretación, por parte de la chelista Blanca Martín Muñoz, de un emotivo preludio de Juan Sebastián Bach y, acompañada por la pianista Patricia Pérez Isla, un vibrante fragmento “El cisne”, de Camille Saint Saëns. La música contribuyó a paliar, siquiera un poco, la aflicción surgida anoche en el salón de actos del Ateneo de Madrid

 

07/07/2013

1365498826004sampedrodn

 

 

 

 

Alumnos de José Luis Sampedro rinden homenaje al eterno profesor

El catedrático de Economía Carlos Berzosa y amigos como el cardiólogo Valentín Fuster han recordado al profesor recientemente fallecido

EUROPA PRESS MADRID 07/07/2013 14:58 Actualizado: 07/07/2013 16:00

 

“ENSEÑABA A APRENDER DE LA VIDA”

Alumnos como el catedrático de Economía Carlos Berzosa y amigos como el cardiólogo Valentín Fuster recuerdan al escritor e intelectual José Luis Sampedro, fallecido el pasado mes de abril a los 96 años de edad, en el emocionante y divertido homenaje ‘Qué aprendimos de José Luis Sampedro’.

“No era consciente de que mis padres eran distintos, y fue en la universidad donde descubrí la actitud especial de mi padre: le gustaba explicar, razonar con los alumnos, tener esa relación directa con ellos”. Para Isabel Sampedro, lo natural es que un padre llenase la casa de libros, fuera didáctico y estimulara el hambre de saber.

Hija de José Luis Sampedro e Isabel Pellicer, sus recuerdos de infancia son una casa en Aravaca (Madrid) visitada frecuentemente por estudiantes universitarios “que se incorporaban a la familia” de su profesor. “Cuando el auditorio se le iba de las manos, contaba un chiste malo, que era su especialidad, y retomaba las riendas de la clase. Su consejo máximo era que la vida hay que vivirla”, ha dicho.

A Isabel Sampedro no le hace falta recurrir a los chistes malos para controlar un auditorio colmado de amigos de su padre y entregado a su memoria. La misma sala donde José Luis Sampedro fue galardonado, cinco años antes, con la medalla de honor de la Universidad Complutense. Una distinción entregada por el entonces rector Carlos Berzosa, que fue alumno y colaborador de Sampedro.

“Sampedro fue el primer estudiante de Ciencias Económicas de la Complutense en convertirse en catedrático”. En el recuerdo de Berzosa, antes del escritor, humanista e intelectual, prevalece la imagen de un profesor universitario que en la década de los 60 “superaba los límites de su cátedra” para “hacer reaccionar a los estudiantes” con lecciones que trascendían el mundo de la economía.

“Nos dábamos cuenta lo importante que era la cultura, la erudición. Seducía con la palabra y ha enseñado a generaciones enteras”. Ante los asistentes al homenaje celebrado esta semana en el campus de verano de San Lorenzo de El Escorial, en Madrid, Berzosa describe una escena presenciada en la Feria del Libro, donde Sampedro no paraba de recibir la visita de antiguos alumnos. “Y decía: ¿fuiste una de mis víctimas en la universidad? Sin embargo, le recordaban como el mejor profesor que tuvieron”.

AMOR Y PROVOCACIÓN

La sucesión de testimonios recuerdan a un profesor didáctico y sin pedantería, que inculcaba el valor del diálogo, al que las chicas de clase llamaba “papaíto piernas largas” y que deleitaba a los alumnos con sus trinos, interpretaba La Internacional en las aulas de la universidad franquista.

“Te podía enseñar hasta a cantar tangos. No hay día que no ocurra algo que no me lleve a recordar sus lecciones”, según Pepa Nieto, que resume la pedagogía del maestro en “amor y provocación”. Para el economista Antonio Ruiz Va, “con Sampedro aprendimos a abrir la ventana de la realidad”.

DEL FRANQUISMO AL 15-M, REFERENTE PARA LOS JÓVENES

Pero no sólo sus alumnos destacan las virtudes del Sampedro divulgador. Valentín Fuster, presidente de la Asociación Mundial de Cardiología, le conoció en el hospital Monte Sinaí de Nueva York. Sampedro se encontraba entonces entre la vida y la muerte. Tras superar la enfermedad, médico y paciente se hicieron amigos, y acabaron escribiendo juntos un libro.

“Hay pocas cosas que estén por encima de la amistad, y esto es lo que realmente José Luis Sampedro y yo vivimos”, según Fuster, el hombre que permitió que Sampedro llegara casi a centenario y pudiera convertirse en un indignado más del 15-M.

“En octubre de 2011 les invitaron a participar en la asamblea de Chamberí, donde le escuchamos hablar durante dos horas. Era impresionante ver las caras de las personas que había allí”, recuerda la activista Lourdes Lucía, estableciendo un paralelismo entre la fascinación que provocaba Sampedro en los jóvenes durante la dictadura y también en los que protestan en la Puerta del Sol.

“De una a otra parte del planeta hoy se reivindica la dignidad de las personas y el respeto que son lo contrario a la corrupción, y en el reconocimiento a la dignidad y al respecto, él era un maestro”. Una afirmación que provocó el estallido de aplausos del auditorio, donde en primera fila, visiblemente emocionada, asentía Olga Lucas, la compañera de Sampedro en sus últimos años de vida.

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s